Además de ser un manjar que solo consigues en Bucaramanga y Santander, la hormiga culona tiene enormes propiedades nutritivas, entre ellas la de prevenir enfermedades, de acuerdo con una investigación de la Universidad Industrial de Santander, UIS.

La hormiga culona suele generar mucha curiosidad entre quienes visitan Santander y a los que les comentan que en esta región del país se consumen esos bichitos que sueles espantar de tu mesa.

Por esa razón, poco se suele pensar en qué le aporta este insecto a tu cuerpo.

Conoce más de la particular gastronomía santandereana en nuestra Ruta Típica.

 

¿Qué aporta la hormiga?

Por eso, la UIS hizo un análisis exhaustivo de las hormigas culonas y encontraron que son una fuente rica en ácidos grasos no saturados, lo que quiere decir que son un alimento que puede ayudar a prevenir enfermedades como el alto nivel de colesterol sanguíneo.

Este ejemplar de la naturaleza santandereana hace parte de una tradición gastronómica por su sabor a tierra y palomitas de maíz, pero no creas que solo se quedó en una exquisitez local.

Existen platillos que las incluyen en países como Inglaterra, Alemania, Portugal, Canadá y Estados Unidos.

Esto indica que la fuerte tradición de esta parte del país de comer hormigas culonas, heredada de nuestros ancestros indígenas, se está expandiendo en el mundo con éxito.

En Santander no solo hay hormigas, también uno de los mejores cafés del mundo. Conócelo aquí.

 

¿De dónde sale esta tradición?

Vale recordar que la hormiga culona es un insecto que aunque se puede encontrar en todo el continente latinoamericano (desde México hasta Argentina), es una herencia exclusiva de los indígenas guanes el introducirlo a su dieta, principalmente en el mes de mayo, que es la “temporada” de cosecha.

Así que si te encuentras visitando Santander, no olvides preguntar en tu hotel, por las calles o a los guías turísticos, dónde adquirir este bocado. Así, estarás consumiendo un manjar que perpetúa una tradición que acompañó a nuestros antepasados y además, estarás cuidando tu salud.